MODALIDADES DEL CONTRATO DE TRABAJO

miércoles, 29 de junio de 2016

El Real Decreto Legislativo 2/2015, de 23 de octubre, aprueba el texto refundido de la Ley del Estatuto de los Trabajadores, el cual regula entre otros aspectos las diferentes modalidades de contratos de trabajo, que vamos a ir analizando uno por uno a continuación.







TRABAJO EN COMÚN Y TRABAJO EN GRUPO

Una cosa es el trabajo dado en común a un grupo de trabajadores, otra el contrato de trabajo del grupo de trabajadores.

En el primer caso hay tantos contratos de trabajo como trabajadores del grupo.

En el segundo, hay un solo contrato de trabajo entre empresario y el grupo de trabajadores contratados.

Trabajo en común

El empresario encarga un trabajo en común a un grupo de sus trabajadores

Cada uno de ellos conserva sus derechos y deberes.

En el supuesto de que en estos trabajos en común existiera un jefe de grupo o equipo, éste no sería un representante de los trabajadores, sino un trabajador más, con funciones de mando sobre el resto.


Trabajo en grupo

El empresario celebra un contrato con un grupo de trabajadores.

Se considera un grupo en su totalidad, con lo cual no tiene frente a cada uno de ellos los derechos y deberes que le corresponden.

La característica del contrato de trabajo en grupo, es la existencia de un solo vínculo jurídico, de un solo contrato entre el empresario y los trabajadores que integran el grupo, a cuyo frente haya un jefe elegido o reconocido por sus miembros, que los representa ante el empresario y que establece con éste la relación laboral.

Un ejemplo de éste contrato es el que acostumbra a celebrarse con conjuntos musicales, cuadrillas del campo, y su especialidad radica en que la obligación de trabajar la asumen colectivamente, y en virtud de un solo vínculo jurídico, a través de un auténtico contrato de trabajo, varios trabajadores, efectuándose la contratación por parte del empresario, no con cada trabajador aislado, sino con un grupo de trabajadores considerado en su totalidad.


CONTRATOS FORMATIVOS

Contrato en prácticas

Éste contrato se distingue del contrato de trabajo típico y ordinario, en que el objetivo normal de todo contrato de trabajo, prestación de actividad y remuneración, se suma también y simultáneamente un objetivo docente de adquisición por el trabajador de conocimientos que faciliten su formación práctica profesional. 

Requisito:

Titulación universitaria o formación profesional de grado medio o superior

Plazo:


  • Cinco años
  • Siete años (discapacitados)


En ambos casos, siguientes a la terminación de los estudios.

Duración:


  • No inferior a seis meses
  • No superior a dos años


Periodo de prueba:

Salvo lo dispueto en convenio colectivo:


  • No superior a un mes, para contratos celebrados con trabajadores que están en posesión de título de grado medio o de certificado de profesionalidad de nivel 1 o 2
  • No superior a dos meses, para contratos celebrados con trabajadores que estén en posesión de título de grado superior o de certificado de profesionalidad de nivel 3
  • La retribución será la fijada en convenio colectivo
  • No inferior al 60%   durante el primer año de vigencia del contrato
  • No inferior al 70% durante el segundo año de vigencia de contrato



 Contrato para la formación y el aprendizaje

Requisito:


  • Trabajadores mayores de 16 años y menores de 25 que no tengan la titulación requerida para el contrato en prácticas
  • Se puede acoger los trabajadores que cursen Formación Profesional
  • Las personas con discapacidad no tendrán límite de edad


Duración:


  • Mínimo un año 
  • Máximo tres años


Si hay un convenio colectivo


  • Mínimo seis meses
  • Máximo superior a tres años


Prórroga:

Siempre que la duración del contrato hubiese sido inferior a la establecida como máximo legalmente, se puede prorrogar:


  • Hasta por dos veces
  • Cada prórroga no puede ser inferior a 6 meses
  • La duración del contrato no puede sobrepasar la máxima establecida de tres años


CONTRATO A TIEMPO PARCIAL

Es un contrato ordinario de trabajo cuya peculiaridad reside en que el trabajador se compromete a prestar sus servicios, durante un determinado número de horas de trabajo al día, a la semana, al mes o al año, inferior al considerado como habitual en la actividad que se trate en dichos periodos de tiempo comparable, es decir que pertenezca a la misma empresa, con el mismo tipo de contrato, con un trabajo idéntico o similar.

Duración


  • Por tiempo indefinido cuando se concierte para realizar trabajos fijos y periódicos dentro del volumen normal de actividad de la empresa, excepto en el contrato de formación.


  • Por duración determinada


Forma

Por escrito, debiendo figurar:


  • El número de horas ordinarias de trabajo al día, mes o año
  • Fijando su distribución


Si esto no se hiciera se considera jornada completa salvo prueba en contrario

Horas extraordinarias

No pueden realizarse (salvo para preparar o prevenir siniestros y otros daños extraordinarios y urgentes).

Conversión de un trabajo a tiempo completo en un trabajo parcial y viceversa



  • Tendrá siempre carácter voluntario para el trabajador
  • No se puede imponer de forma unilateral
  • Ni como consecuencia de una modificación sustancial de condiciones de trabajo
  • No podrá ser despedido ni sufrir sanción alguna por el hecho de rechazar ésta conversión (salvo causa económicas, técnicas, organizativas o de producción)
  • Los puestos vacantes deben ser informados al trabajador para que éstos puedan formular solicitudes
  • En el caso de que se deniegue por el empresario deberá notificarlo por escrito y motivarlo

Horas complementarias:

Son las realizadas como adición a las horas ordinarias pactadas en el contrato a tiempo parcial y tienen que cumplir las reglas siguientes:

El empresario sólo podrá exigirlas cuando así lo hubiese pactado expresamente con el trabajador, formalizándose por escrito.

El pacto debe recoger:


  • El número de horas complementarias
  • No podrán exceder de 30% de las horas ordinarias de trabajo objeto del contrato (salvo convenio colectivo)


Sólo se llevará a cabo en contratos a tiempo parcial con una jornada de trabajo no inferior a 10 horas semanales en computo anual.

El trabajador debe conocer el día y la hora de realización de dichas horas con un preaviso mínimo de tres días (salvo convenio colectivo)

El acto podrá quedar sin efecto por renuncia del trabajador mediante un preaviso de 15 días, una vez cumplido un año desde su celebración siempre que sea por:


  • Responsabilidades familliares
  • Necesidades formativas
  • Incompatibilidad con otro contrato a tiempo parcial


Se retribuyen como horas ordinarias


CONTRATO DE RELEVO

Se celebrará con un trabajador en situación de desempleo o que tuviese concertado con la empresa un contrato de duración determinada.

Puede celebrarse a jornada completa o parcial. 

Su duración será como mínimo igual a la reducción de jornada acordada por el trabajador sustituido.

Si se celebra como consecuencia de una jubilación parcial, tendrá que ser indefinido, o como mínimo igual al tiempo que falta al trabajador sustituido para alcanzar la edad de jubilación ordinaria que corresponde.

TRABAJO A DISTANCIA

Aquel en que la prestación de la actividad laboral se realiza de manera prepoderante en el domicilio del trabajador o en el lugar, libremente elegido por éste, de modo alternativo a su desarrollo presencial en el centro de trabajo de la empresa.

Se debe formalizar por escrito.

Tienen los mismos derechos que los que prestan sus servicios en el centro de trabajo de la empresa.

Percibirá como mínimo la retribución total establecida a su grupo profesional y funciones.


ME SUSCRIBO



Image and video hosting by TinyPic

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.