jueves, 15 de diciembre de 2016

TIPOS DE NEGOCIOS JURÍDICOS

El negocio jurídico es un acto jurídico en el que intervienen una o varias declaraciones de voluntad y que produce efectos jurídicos siempre que se cumplan unos requisitos.

A continuación voy a realizar una clasificación de los mismos con ejemplos para que te resulte más fácil entenderlos.


TIPOS DE NEGOCIOS JURÍDICOS
VÍDEO



Negocios intervivos: son negocios que tienen por objeto regular las relaciones jurídicas de una persona o varias, durante su vida.

Ejemplo: todos los contratos.

Negocios mortis causa: son negocios que tienen por objeto regular las relaciones jurídicas de una persona para después de su fallecimiento (el testamento).

Negocios personales: son negocios referidos a relaciones jurídicas de las personas cuyo objeto fundamental radica en aspectos de naturaleza primordialmente extrapatrimonial (matrimonio, adquisición de nacionalidad)

Negocios patrimoniales: son negocios que regulan los aspectos de contenido económico (contratos, testamento).

Negocios típicos: son negocios que al tiempo que tienen un reconocimiento legal expreso, gozan de un régimen normativo especifico (adopcion, compraventa, arrendamiento etc...)

Negocios atípicos: negocios que regulan acuerdos de voluntades que siendo lícitos y admisibles con carácter general. Carecen de una regulación institucional, por no haber sido contemplados expresamente por el legislador (contrato de garaje)

Negocios gratuitos (o lucrativos): negocios donde los sujetos se enriquecen u obtienen un beneficio a consecuencia del negocio, sin asumir carga o contraprestación alguna (donación).

Negocios onerosos: negocios donde la prestación de una parte encuentra su razón de ser en la contraprestación de la otra,

Ejemplo, arriendo para que el arrendatario me pague mensualmente y el me paga para tener un local.

Negocios bilaterales: negocios que para ser eficaces requieren la emisión de las declaraciones de voluntad de dos o mas personas que ocupan posiciones jurídicas distintas o contrapuestas, como ocurre en todos los contratos.

Negocios unilaterales: negocios que surten efectos en virtud de la declaración de voluntad de una sóla persona (testamento o apoderamiento)

Negocios solemnes: aquellos que para producir los efectos que le son propios deben asumir una forma determinada, legalmente prescrita (escritura pública).





Image and video hosting by TinyPic

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.